WALLYSON, DE UNA LIBERTADORES A OTRA

0

El atacante del Botafogo que llegó al club a principios de este año, comenzó a responder con goles. Fue el máximo artillero de la edición de 2011, y en la presente ya convirtió y comienza a hacerse un lugar en el club.

Existen grandes potencias continentales que estarán ausentes. De hecho, 15 de los últimos 16 campeones no están presentes en esta edición, pero hay innumerables equipos que intentan hacerse fuertes en la competencia, y erigirse como los principales candidatos en el comienzo de la Copa Libertadores. Entre ellos, hay conjuntos que vienen dando la sorpresa en sus respectivos países y apuntarán alto, pero también se encuentra el Botafogo, un equipo brasileño que sufrió bajas considerables pero que igualmente se apunta como favorito.

Para este nuevo año que comenzó, el Fogao perdió a Clarence Seedorf, que se hizo cargo de la conducción técnica del Milan, y ya había perdido a Vitinho y a Hyuri, dos jugadores que apuntaban a ser promesas y le daban un juego muy vistoso al colectivo, pero se terminaron yendo muy tempranamente. Para apaciguar esas bajas en el plantel, y con el objetivo de encarar de lleno la Copa, el club contrató, entre otros, a un jugador que ya sabe lo que es este certamen, porque lo conoce bien. Se trata de Wallyson, que en los primeros partidos ya empezó a responder a las expectativas depositadas en él.

El delantero brasileño de 25 años debutó en el Maracaná con su equipo en el partido de vuelta de la fase de repechaje, ante Deportivo Quito. Desde un principio comenzó a exhibir sus características, y la valía que puede llegar a tener en el equipo. La velocidad es uno de sus fuertes, se mueve por todo el frente de ataque, no tiene un lugar fijo de tres cuartos de cancha en adelante, posee una buena pegada desde afuera, es un buen definidor, y tiene mucho gol. Se podría llegar a pensar en porqué no es tan conocido un jugador de este rango, o cuál es la razón por la que todavía no ha dado un gran salto en su carrera, aunque lo cierto es que muy inconstante en su nivel. Nunca salió profesionalmente de su país; debutó en el ABC, y luego jugó en Atlético Paranaense, Cruzeiro, São Paulo y Bahía.
 
Resulta extraño que en sus partidos en el Brasileirao no se vea lo mejor de él, sino que pasa a ser un delantero del montón. No obstante, en los juegos por la Libertadores, saca lo mejor de sí. Parece ser que los encuentros de Copa lo motivan para mostrar sus verdaderas cualidades. El propio jugador lo reconoció en una entrevista con el sitio web Pasión Libertadores, haciendo referencia a que los partidos de este torneo son los que le gusta jugar.
 
La estadística demuestra este último punto, dado que Wallyson fue el máximo goleador de la Copa 2011, jugando para Cruzeiro,  ganada por Santos. Aquella vez convirtió 8 goles, y compartió el liderazgo en la tabla de artilleros con Roberto Nanni. Esta vez, lleva 4 tantos en tres encuentros, haciendo un hat-trick en el partido en el que se lo volvió a ver en su esplendor, en el segundo choque de la repesca, con una actuación gloriosa que le permitió a su equipo acceder a la fase de grupos.
Con aquellos tres goles, se convirtió en el primer jugador en hacer esa cantidad en un partido de Copa para el Botafogo. Luego, en el debut de la primera fase, victoria ante San Lorenzo y golazo desde afuera del área, además de obligar continuamente a los centrales por sus condiciones. Sin dudas que es un atacante al que este tipo de competiciones lo motiva, y encuentra hasta ahora en Ferreyra un buen ladero en la delantera del Fogao. El 9 argentino fija centrales, le abre espacios a Wallyson, y además suele ubicarse bien el área para aprovechar sus asistencias.
Mientras tanto, los fanáticos del club de Garrincha, comienzan a mirarlo con muy buenos ojos. Tuvo una relevancia fundamental para pasar de ronda, sigue convirtiendo goles y es un jugador especial para este tipo de competiciones, en las cuales lo que destaca no es únicamente el talento. “Tengo la suerte de sacar lo mejor de mí en la Libertadores. El ambiente de la competencia es diferente a todos y yo tengo la suerte de hacer las cosas bien. Me motivo especialmente en estos partidos”, expresó en el sitio PL.
 
En aquella entrevista, también explicó los motivos de su crecimiento con la experiencia: “Estoy mucho más maduro, con todo lo que eso significa. Corro mejor el área, aprovecho de mejor manera los entrenamientos para pulir mis defectos y seguir perfeccionando mis virtudes”. Además, mientras se hicieron muchas especulaciones sobre su festejo, señaló que la actuación de pirata, tapándose su ojo izquierdo con la mano, fue dedicada a su madre, que había sido operada unas horas antes de la vista.
Su humildad destaca, hay quiénes lo idolatran e incluso los hinchas de Botafogo ya hicieron una canción sobre él. La ilusión de darle la primera Libertadores al club está intacta, y también la de volver a ser el máximo goleador de la Copa, como lo fue en 2011. Aunque recién ha comenzado, Wallyson ya lleva cuatro goles, se crece en este certamen, y habrá que seguirlo con suma atención.
 
Nicolás Galliari

Tweet

Share.

About Author

Periodismo y fútbol. 24 años, de Roldán.

Do NOT follow this link or you will be banned from the site!