4

LA DELANTERA QUE SALE DE MEMORIA

No importa la edad. Cualquier hincha de Independiente debe de haber escuchado o leído sobre esta delantera que deslumbró al fútbol argentino y al mundo. Les faltó conseguir un título. Quizás otra prueba de que ganar no es la única forma de entrar en la historia.

Micheli, Cecconatto, Lacasia, Grillo y Cruz. Suena como una sinfonía perfecta para cualquier hincha del Club Atlético Independiente. Allá por el año 1953 se comenzaba a forjar una de las delanteras mas efectivas de la historia del club. «La delantera fantástica», como tituló alguna vez la revista El Gráfico, se ganó a base de grandes actuaciones en el torneo local la convocatoria a la Selección Nacional. Si, por primera y única vez en la historia, la delantera de Argentina era exclusivamente de un mismo club. Obviamente, el quinteto no había surgido de golpe para el club de Avellaneda. Grillo fue el primero en debutar en Primera División, exactamente en el año 1949 proveniente de las inferiores de River Plate. Un tiempo después llegó Cecconatto, según dicen amigo de Grillo y proveniente de El Porvenir. Cruz y Micheli llegaron desde las inferiores del «Rojo», y finalmente, el ultimo en arribar al club fue Lacasia, proveniente del General Paz Juniors cordobés. El quinteto rojo iba entrando de a poco en la historia del fútbol, no por conseguir títulos, es mas, juntos no consiguieron ninguno, pero si por su imaginación, contundencia y buen fútbol, algo que lamentablemente se esta perdiendo con el pasar de los años.

Su debut juntos en la Primera División fue en la primera fecha del torneo de 1952. La pieza fundamental era Lacasia, algo lento pero con una rapidez mental increíble, la cual en estos tiempos solo poseen jugadores como Iniesta, Pirlo o Riquelme en caso del fútbol argentino. Cecconatto era el motor. Recorriendo todo el extremo derecho contagiaba al resto de sus compañeros. Micheli aportaba el gol, algo fundamental en cualquier delantera, Cruz la velocidad y Grillo la habilidad. Los 5 poseían habilidades totalmente distintas, pero juntos se complementaban para provocar algo increíble e inigualable.

El debut del quinteto en la Selección Nacional se dio en mayo del 53′ frente a Inglaterra. Si, el mismo día en el que Grillo metió ese gol imposible desde un angulo muy cerrado. Fue victoria por 3-1. La segunda vez que compartieron delantera fue otra vez contra los inventores del fútbol, esta vez el resultado fue 0 a 0, y ese mismo año hubo una 3ra oportunidad en la cual se los vio juntos vistiendo la celeste y blanca. Fue ante España, y el partido terminó 1 a 0 con gol de Grillo.

Años después, Ricardo Bonellí remplazó a Lacasia tanto en la Selección como en Independiente. Con su llegada varió el estilo de juego, pero no la contundencia a la hora de atacar y marcar goles. Con él como integrante, el quinteto jugó 50 partidos a nivel clubes, y marcó 104 goles, y a nivel selección, disputaron 4 encuentros en los cuales marcaron la impresionante cifra de 14 goles.

UNO POR UNO

GRILLO: Jugó en Independiente entre 1946 y 1956. Marcó 89 goles.

LACASIA: Jugó entre 1950 y 1954 anotando 59 goles. 23 de ellos en su temporada mas goleadora (1950).
MICHELI: Jugó entre 1952 y 1957. 52 goles.
CECCONATTO: Jugó entre 1950 y 1957 marcando 50 goles. Con los 15 que convirtió en 1951 fue el goleador de Independiente en el torneo.
CRUZ: Jugó para los Rojos 236 partidos oficiales,de 1951 a 1959 y en 1961. Señaló 44 goles.
BONELLI: Jugó 134 partidos entre 1952 y 1958. Marcó 53 tantos.