Rudi García

RUDI INVITA A SOÑAR

La primera temporada de Rudi García con la Roma fue más que aceptable. Peleó el Scudetto hasta el final, pregonó su idea y sacó de cada jugador lo mejor de sí para conseguir un óptimo rendimiento que le garantizó muchos resultados, incluyendo la clasificación a la UEFA Champions League. La Serie A 2014/15 comenzó nuevamente y su equipo ya se posiciona con el mote de candidato y único gran rival para la Juventus de Massimiliano Allegri.
 
Para comenzar un análisis sobre este conjunto capitalino, es necesario un breve resumen sobre su protagonista principal, Rudi García, técnico Francés que se hizo un nombre en su país -principalmente cuando dirigió al Lille entre 2008 y 2013-, para luego hacerse cargo de uno de los conjuntos más poderosos del fútbol italiano, Roma. Su perfil es claro: DT ofensivo que hace de la posesión del balón un culto. Admirador de Josep Guardiola y por sobre todas las cosas, amante del buen fútbol. Sus equipos son cortos, equilibrados y desarrollan una idea muy parecida a la que el hoy entrenador de Bayern Münich pregonaba en su Barcelona, para muchos, el mejor equipo de toda la historia de este bendito deporte.
 
En cuanto a su esquema preferido, sin dudas es el 4-3-3, con la particularidad de que también juega con ‘falso 9’, otro detalle más que puede plantear una comparación con su admirado Guardiola. A la hora de jugar, Rudi considera que un equipo se arma de atrás para adelante. Es por eso que lo básico es la salida en limpio, que dista de ser con el volante central metiéndose entre los defensores centrales (Davide Astori y Mapou Yanga-Mbiwa) como es normalmente. En este caso, el equipo pone en juego el balón con sus laterales –Vasilis Torosidis o Maicon en el sector derecho y Ashley Cole por la izquierda-. Esas subidas por afuera con pelota al piso permiten conexión directa con los 3 mediocampistas, Miralem Pjanic, Daniele De Rossi y Radja Nainggolan, los encargados de no sólo marcar y recuperar, sino también de distribuir y abastecer a los delanteros –Juan Iturbe, Francesco Totti y Gervinho-, que van rotando según la necesidad del equipo.Vale mencionar que siempre uno de los de arriba ocupa la posición de centrodelanetero falso, y quien más lo hace es Francesco Totti.
 
Adentrándonos en los artífices importantes de esta Roma que desea arrebatarle a Juventus el título de campeón del Calcio, podemos destacar a 3 personajes muy importantes. Uno de ellos es De Rossi, hombre clave en la generación y en la conexión con otro de los jugadores importantes, Totti, quien a pesar de tener sus años en el fútbol, parece ser como el vino añejo, que cuanto más viejo, es mejor. Cerrando la escala de importancias, no se puede dejar por fuera a Gervinho, el desequilibrante, aunque no termine todas las jugadas de la mejor forma. Para formar un buen equipo no sólo hay que tener un equipo titular competitivo, sino relevos que aporten soluciones cuando se presenten reductos complicados, y esas cartas son Kevin Strootman, Seydou Keita, Alessandro Florenzi, Marco Borriello, Adem Ljajić y Mattia Destro, jugadores de gran jerarquía, que en cualquier momento pueden entrar a aportar su calidad para cuando el DT lo necesite. 
 
¿Qué tiene Rudi Garcia? Una idea forjada y un plantel que entiende esa manera de jugar y la desarrolla casi a la perfección. Como si todo esto fuera poco, parecen no faltarle intérpretes, y todos estos factores son los que convierten a la Roma en un serio candidato a ganar la Serie A 2014/15, que lo tiene nuevamente en los puestos de vanguardia peleando ante Juventus por el trono del Calcio, ese que el conjunto de Turín conquistó en las últimas 3 temporadas. ¿Podrá la Roma ser el nuevo campeón del Calcio? El tiempo lo dirá, pero claro está que el equipo va por el buen camino gracias a la gran idea de juego y los jugadores que la desarrollan, que parecen estar a la altura de los deseos e ilusiones que hay depositadas en todos ellos para la presente temporada por parte de los hinchas, y lo demuestran semana a semana con un fútbol de alto nivel.
 
Sebastián Abib Neman
Compartir