Aldosivi 2020

UN EQUIPO SOLIDARIO

Aldosivi de Mar del Plata está siendo uno de los mejores equipos desde que se reanudó la Superliga. Después de que el ciclo de Gustavo Álvarez llegara a su fin y de que Guillermo Hoyos pasara por dificultades para cambiar la dinámica, el «Tiburón» finalmente ha empezado a competir de manera tal que, a esta altura, posee sobrados argumentos para ilusionarse con mantener la categoría. Tres triunfos, un empate y una derrota es el saldo que arroja el inicio en este 2020. Pero la mejora también se explica más allá de números.

Hoyos encontró un once titular estable, con mecanismos definidos en ataque y en defensa. Aldosivi aprendió a sentirse cómodo en las cuatro fases del juego. Es un equipo que tiene claro el reparto de espacios con pelota; se organiza en un 4-3-3, con un lado más creativo -el izquierdo- con Lucas Villalba y Facundo Bertoglio mostrándose como dos futbolistas capaces de retener la pelota, juntar a los suyos y crear alguna ventaja. De los pies del zurdo lateral salieron dos de los tres goles de Federico Gino -el interior con más llegada- en el comienzo de año.

En lo que a transiciones se refiere, Hoyos también ha logrado grandes mejoras. Principalmente en la de ataque-defensa, sus dirigidos evidencian un notorio cambio de actitud y compromiso. Aldosivi es un equipo solidario una vez que pierde la pelota. Es capaz de asfixiar a su rival tras pérdida o de regresar rápido a ocupar un espacio en campo propio. El cambio se refleja mejor en el retroceso de los extremos para formar un bloque ancho y compacto. Luego, en la otra transición (defensa-ataque), Hoyos ha encontrado en su extremo derecho un futbolista capaz de aprovechar espacios amplios por pura velocidad, ya sea éste Sebastián Rincón, Gonzalo Verón o Nazareno Solís; además, el recurso de Federico Andrada para aguantar de espaldas o generar faltas también le permite adelantar al equipo.

En la última fase, la de defensa organizada, puede que aún se encuentre cierto margen de mejora, pero ante Lanús, Velez y Banfield, la defensa del área fue sólida. En algunos casos Hoyos recurrió al ingreso de Fernando Evangelista para formar una línea de cinco defensores, lo que retrasó más el bloque. El blooper ante Central Córdoba -seguido de varios problemas en el retroceso- y las varias ocasiones en que debió intervenir Luciano Pocrnjic ante Huracán, plantean un asterisco y explican que Hoyos ponga especial énfasis, en la medida de lo posible, en pasar más tiempo lejos de su arco. Pero aún así, con el despliegue de Gastón Gil Romero, Gino y el compromiso de todo el equipo, Aldosivi está logrando competir muy bien primero y resistir cuando el cansancio pasa factura.

VIDEOANALISIS: GOL DE ALDOSIVI A BANFIELD