LOS METROS FINALES

0

Lionel Messi, Sergio Aguero y Ángel Di María lo volverán a intentar. Luego de algunas ausencias en la lista de convocados, tres de los habitués en la última década aceptaron volver a vestir la camiseta de la Selección Argentina. Tienen en común el haber realizado una gran temporada con sus clubes, y también la falta de un claro sucesor en la Albiceleste. De hecho, es muy probable que los tres integren el ataque en la Copa América 2019. No obstante, claro está que no serán los únicos atacantes argentinos que viajen a competir en Brasil.

LIONEL MESSI

La presencia del astro argentino condiciona las expectativas de cara a la Copa América. Si Messi no forma parte de la Selección, es entendible que los dirigidos por Lionel Scaloni no partan como candidatos. Pero si el capitán está, aunque las condiciones no estén dadas, Argentina piensa en el título. Porque es sabido que el deseo de muchos es ver a Messi ser campeón con su Selección. En su regreso ante Venezuela, se notó cierta incomodidad con las expectativas creadas. Como era de esperar, a sus compañeros, y al propio Messi, les costó alcanzar su mejor nivel. Aún así, será tarea del entrenador alcanzar la mayor armonía posible en el funcionamiento para que el capitán del Barcelona pueda enfocar su talento hacia los metros finales. La imagen del diez involucrándose en los primeros pases, con la obligación de acelerar la jugada y llegar a finalizarla, es lo que no debe suceder. Messi necesita no tener que cargar con la responsabilidad de jugadas épicas. Para esto, será interesante ver cómo responden las piezas en el mediocampo, qué le pueden aportar los laterales y cuáles serán los principios que busque seguir Argentina: altura del bloque defensivo, intensidad de la presión, zonas de recuperación, estrategias para avanzar y a qué ritmo. Aunque suene obvio, no está de más aclararlo: Messi no juega sólo.

SERGIO AGÜERO

Otro de los casos que más controversia generó. El Kun, pieza determinante en los tres títulos locales conseguidos por Manchester City, no formó parte de las convocatorias posteriores a Rusia 2018. Sin embargo, a fuerza de goles y actuaciones formidables, el atacante de 30 años se mantuvo entre los apellidos más nombrados a la hora de hablar sobre la Selección Argentina. La temporada de Agüero demostró que sigue siendo uno de los mejores centrodelanteros del fútbol mundial, y eso pesó por duplicado a la hora de no encontrar un reemplazante claro. El ex Independiente y Atlético Madrid destaca, además de por sus goles, por la gran capacidad que tiene para intervenir en la circulación de la pelota. Agüero crea espacios, atrae rivales, crea superioridades numéricas, y esos son aportes de los que Argentina no puede privarse al encontrarse hoy en un proceso de recambio y adaptación.

ÁNGEL DI MARÍA

El futbolista del Paris Saint-Germain es uno de los que más sintió las duras críticas que cayeron sobre el plantel en años anteriores. En el último tiempo, a la hora de vestir la camiseta de la Selección Argentina, Di María demostró más compromiso que acierto en los metros finales. Carreras heroicas mal finalizadas. Aportes defensivos seguidos de pérdidas comprometedoras. No obstante, el puesto de extremo izquierdo tampoco encontró un nuevo dueño. Pasaron Matías Vargas, Franco Cervi, Gonzalo Martínez y Rodrigo De Paul, siendo este último el que mejores aportes dejó, aún sin ser estos de gran calidad. Por eso la gran temporada con su equipo -actuando con frecuencia más atrás y por dentro- y el deseo de volver a intentarlo hicieron que Scaloni vuelva a convocar al ex Rosario Central y Real Madrid. Si por fin puede esquivar a las lesiones y enfocar su estado de ánimo hacia algo positivo, Di María será una carta con suficiente jerarquía continental para invitar a soñar con una buena participación.

RODRIGO DE PAUL

El surgido en Racing viene de hacer una de sus mejores temporadas como profesional. Con la camiseta de Udinese, De Paul participó de nueve goles y ocho asistencias en 36 partidos. En los amistosos post-Rusia dejó detalles interesantes, como los de un buen entendimiento con el lateral de turno, mezcla de pasillos interiores/exteriores, apariciones por dentro para generar desajustes en campo rival y buenas conducciones de pelota. Pero además, De Paul es un futbolista capaz de cubrir espacios cuando se pierde la pelota. Scaloni lo ha utilizado con frecuencia en los costados cuando decidió armar dos líneas de cuatro. Se trata de un futbolista que, sin ser estrella mundial, sabe desde dónde aportar al colectivo. Y si Di María no encuentra su mejor versión, crecerán las chances de ver al de Udinese luchar por un lugar en el once inicial.

PAULO DYBALA

Otro caso del que se habló mucho antes y después de conocerse la lista. Dybala es, sin lugar a dudas, uno de los futbolistas argentinos con mayor proyección. Puede jactarse de actuaciones formidables en un grande como Juventus, incluso en Champions League. Sin embargo, el cordobés nunca pudo hallar su sitio en la Selección. Opacado por la figura de Messi -acostumbrar a cumplir mismas funciones y en zonas idénticas-, el ex Palermo e Instituto tampoco ha dejado grandes actuaciones cuando tuvo la oportunidad. Si en su club acostumbró a mostrarse lleno de confianza en inspiración, en Argentina más bien mostró incomodidad con las no pocas responsabilidades que debió asumir en contextos de inestabilidad general. Esta vez, su temporada en Juventus no fue buena, pero Scaloni optó por renovarle la confianza. ¿Decisión pensada de cara a las futuras eliminatorias? ¿O de verdad habrá sitio esta vez para la zurda de Dybala? Por lo pronto, la «Joya» necesita recuperar sensaciones positivas y confiar en que sus condiciones pueden ser muy útiles para la Selección Argentina.

LAUTARO MARTÍNEZ

Desde sus primeros pasos como profesional, Lautaro Martínez se encargó de demostrar que su talento tendría destino de elite. Con apenas 21 años, el surgido en Racing ya gana regularidad en Inter de Milán. Se trata de un futbolista con mucha energía y vitalidad, producto de condiciones físicas super interesantes. Si bien su juego está enfocado a encontrar situaciones de remate, también muestra gestos técnicos y un gran juego de espaldas que lo hacen un atacante completo, capaz de exigir a la última línea rival mediante distintas facetas. Aunque quizás deba correr detrás de Agüero, Lautaro ha demostrado en Selecciones Juveniles, Racing e Inter, que puede adaptarse a compartir ataque con otro compañero. Su nombre es uno de los más interesantes de cara a la tan mencionada renovación, por lo que también es importante que comience a sumar presencias internacionales en grandes citas.

MATIAS SUÁREZ

La larga estadía en Europa y las buenas temporadas con Belgrano no tuvieron tanta repercusión como el primer semestre vestido de Millonario. Desde que llegó a River, Matías Suárez da que hablar. ¿Por qué Marcelo Gallardo insistió tanto por él? ¿Qué clase de delantero es? ¿En qué se destaca? Una lupa sobre él en cada partido sirve como respuesta. Suárez tiene movimientos muy bien aceitados, y apuntados a crear ventajas colectivas. No es un atacante que se lleve todos los flashes, pero sabe abrir espacios a sus compañeros, ser complemento de cada uno de ellos y caer a los costados. Además, tiene una fina técnica y aceptable puntualidad goleadora. El cordobés de 31 años ocupará un rol secundario en la lista, a la espera de que Scaloni decida juntar a dos delanteros clásicos, o bien que opte por pedirle que parta desde un costado, algo que también sabe hacer, como demostró en los minutos ante Venezuela y en la reciente goleada de River a Atlético Tucumán. De hecho, ante la falta de extremos clásicos en la lista de convocados, puede que esta opción gane chances con el correr del certamen.

Share.

About Author

1994. Si no rueda una pelota me siento incompleto. Cuando sea grande diré que vi jugar a Messi. Disfruto de leer y escribir.

Leave A Reply