Argentinos 2-1 Defensa y Justicia

ARGENTINOS VOLVIÓ A GANAR: IMPRESIONES DEL EQUIPO DE BERTI

Otro triunfo más de Argentinos Juniors. Los de Alfredo Berti venían de vencer a San Martín de San Juan, y esta vez se quedaron con los tres puntos ante Defensa y Justicia, en un partido que se dio como se esperaba: abierto, con intención de salir desde el fondo, errores, presión alta y mucho juego por los costados. Ahí es donde el Bicho explota su mejor versión. En el 4-2-3-1 que dispone el entrenador, el tándem por derecha que conforman el uruguayo Jonathan Sandoval y Javier Cabrera fue el encargado de fabricar el primer gol de la tarde; en la izquierda actuaron Guillermo Benítez y el incansable Damián Batallini, mientras que los encargados de darle equilibrio a un equipo que intenta atacar con mucha gente, son Fausto Montero y Gastón Machin. Pero eso no quiere decir que sean los únicos que defienden; basta con ver como tanto Cabrera y Batallini, en su labor de extremos, bajan a campo propio para recuperar la pelota y salir en velocidad.

Claro que entre tanto vértigo siempre hay alguien que hace la pausa y ese es Leonardo Pisculichi. Ingresa poco en juego y hasta puede decirse  que cuando lo hace, frena demasiado al equipo, pero sin dudas es capaz de poner un pase filtrado para dejar a un compañero mano a mano o generar peligro desde cualquier pelota parada. A todo esto hay que sumarle el refuerzo estelar, Lucas Barrios, quien viene de ser campeón de la Copa Libertadores. El delantero de 33 años no tardó en entrar en ritmo; ya en su primer partido se mostró participativo como referente de área pero a su vez saliendo a pivotear y generando espacios para sus compañeros. Ahora, contra Defensa y Justicia, jugo un partidazo. Su sola presencia hace que sus compañeros decidan buscarlo por medio de centros tal cual sucede en el primer gol, donde mala salida de Ezequiel Unsain mediante, Barrios conecta el centro de Sandoval para abrir la cuenta. Luego participó también del 2-0 sin tocar la pelota. Sólo con aguantar al defensor rival generó el espacio claro para que saliera el contraataque capitalizado por Batallini. Para el fútbol argentino contar con un delantero de jerarquía es una grata noticia. Le suma nivel a la Superliga y claro, a Argentinos Junios, que ganó un refuerzo que muchos de los demás equipos quisieran tener sin ninguna duda.

El Argentinos de Berti no es un equipazo pero tiene una idea muy clara que los jugadores interpretan y defienden siempre. Perdió jugadores como Braian Romero, pero sumo un goleador de raza y eso vale muchísimo. No será un equipo difícil de enfrentar.

Por: Martin García